Click here
Más Features

El fin de la vía (8) | El fin de la vía (7) | El fin de la vía (6) | El fin de la vía (5) | El fin de la vía (4) | El fin de la vía (3) | El fin de la vía (2) | El fin de la vía (1) | Néstor Kirchner, la (primera) película | Renuncio | Graciela Bevacqua | Testamento: 4.2 Memoria y Condición Humana |







Diario del Mundial # 2.2

10 06 2006 - 11:53

Sábado 10 de junio. 15.45 hs.

1. Suecia (0) – Trinidad y Tobago (0) fue la versión benévola del partido anterior. Suecia salió a jugar tan mal como Inglaterra, suponiendo que el peso ofensivo de sus nombres más conocidos (Lungberg, Larsson, Ibrahimovic, más el buen volante Wilhelmsson) sería suficiente para golear al débil Trinidad y Tobago tirándoles largos pases por arriba, sin cuidar la pelota y sin adelantar al resto del equipo. Pero Suecia no se encontró con un gol de entrada como los ingleses, y tanto el arquero Hislop como la defensa trinitaria, compuesta por gente muy ágil, muy elástica que disputó cada centro y salió a cortar cada pelota, resultaron demasiado difíciles para la monotonía sueca. En el medio, el veterano Dwight Yorke y Collin Samuel corrieron y pelearon como leones.

2. En el primer tiempo, directamente, Suecia no creó ningún peligro serio. En el segundo, los de Trinidad y Tobago se quedaron con diez hombres antes del minuto de juego. Y allí el partido se hizo muy entretenido. Suecia mejoró, se hizo más preciso en las jugadas ofensivas, pero Trinidad redobló su despliegue e, incluso, intentó atacar las pocas veces que pudo hasta pegar un tiro en el travesaño. Fue un segundo tiempo divertido, con el desesperado ataque sueco y la heroica defensa trinitaria en inferioridad numérica.

3. No es verdad que un partido cero a cero sea necesariamente malo de ver. Es muy agradable que un equipo deje todo por lograr una hazaña histórica con armas limpias y que el suspenso se mantenga hasta el final. De todos modos, es un golpe duro para Suecia, del que se esperaba un buen campeonato. Hoy generó dudas y sus jugadores terminaron muy enojados. Otro equipo que decepciona. El grupo B tiene pronóstico incierto, pero este resultado le facilita las cosas a Inglaterra que sólo deberá ganarle el próximo partido a Trinidad y Tobago para pasar de ronda. Sería divertido que no lo logre.

4. El árbitro, el singapurense Maidin, dirigió muy bien. Dio la ley de ventaja, e hizo lo posible por agilizar el juego. No se impresionó por la prepotencia sueca y pitó menos de veinte infracciones, un número interesante que habla de un partido abierto. La expulsión de Avery John fue consecuencia de dos tarjetas amarillas por jugadas casi idénticas: el defensor se tiró a los pies de Wilhelmsson con más espectacularidad que violencia: la agilidad típica de su equipo le jugó en contra. Con las actuales reglas de FIFA, al árbitro no le queda margen de maniobra como para hacer valer la ausencia de mala intención.

5. Cristian Garófalo y Ariel Rodríguez transmitieron por TyC Sport con alegría y cariño por el fútbol, lo que contrasta con las emisiones de Telefé que, de haber relatado este partido lo hubiera convertido en escarnio de los suecos y desprecio de los triniteños. En el fondo, lo que distingue una actitud de otra es el respeto de unos y la cobardía e impunidad de los otros frente al micrófono.

6. En unos minutos debuta Argentina. Daría la impresión de que está mejor preparada que los ocho equipos que se vieron hasta ahora. Hasta después del partido.

Esta nota es parte de la Cobertura Obsesiva de Alemania 2006, a cargo de Quintín.


————————————

Del mismo autor:
Ultimas obsesiones
Fútbol por TV #9
Fútbol por TV #8
Fútbol por TV #7
Fútbol por TV #6
Fútbol por TV #5
Fútbol por TV #4
Fútbol por TV #3
Fútbol por TV #2
Fútbol por TV